Absuelto al magnate del acero José María Aristrain

11 octubre 2023

El magnate del acero José María Aristrain, una de las 25 mayores fortunas de España, ha salido absuelto en el juicio por irregularidades en la compra de una casa, que se celebró el pasado 21 de septiembre. Se trata de la segunda absolución del empresario en dos años, mientras sigue a la espera de que los jueces declaren firme su primera absolución en el mayor juicio de la historia de España por una acusación de fraude fiscal de más de 200 millones de euros.

En este caso, la Fiscalía le pedía cuatro años de cárcel y una multa de 12.000 euros por maniobrar de manera ilegal para evitar que una deuda tributaria le hiciera perder un inmueble en Madrid de casi 2.000 metros cuadrados. En julio de 2011, el juzgado autorizó el registro de dos casas de su propiedad y encontró entre la documentación cuatro planos de un despacho de arquitectos para un proyecto en una casa de Madrid. El cliente no era Aristrain, era la sociedad Pioninin SL.

En 1998, Aristrain constituyó la sociedad Pioninin SL, bajo su control desde el principio y con domicilio social en una casa de Madrid, propiedad de la empresa sobre el papel. Fue ahí donde la Agencia Tributaria hizo una inspección y comprobaron que el IVA de las obras de reforma no era deducible y que la empresa había dejado de pagar más de 661.000 euros entre 2009 y 2011.

El Ministerio Público acusaba al magnate de haber comprado la finca a Pioninin, dejando a la sociedad sin activos y de esa forma impedir su subasta para que, en enero de 2022, cuando ya estaba siendo investigado por la gran causa de supuesto fraude fiscal, la sociedad pagara 120.000 euros a la Agencia Tributaria por sus deudas. La defensa negó estos hechos y la intención fraudulenta, y ahora los magistrados consideran que las pruebas no son suficientes para aseverar que Aristrain actuó de forma premeditada para “perjudicar” a la Agencia Tributaria, con le absuelven a él y a una segunda persona que intervino en la operación.

Según dicta la sentencia, recogida por El País, la Audiencia de Madrid concluye que no hay suficientes pruebas de que el magnate actuara de manera “fraudulenta”. “No ha quedado probado que enajenases el inmueble con el fin de perjudicar a la Agencia Tributaria”, indican en la resolución.

COMPARTIR: