IRENA: la energía renovable anual debe triplicarse de aquí a 2030

26 junio 2023
En el primer volumen del informe World Energy Transitions Outlook (WETO) 2023 publicado recientemente, la Agencia Internacional de Energías Renovables (IRENA, por sus siglas en inglés) identifica el camino a seguir para corregir de inmediato la trayectoria climática de 1,5 ºC. El informe aboga por una mayor ambición global en el despliegue de las energías renovables, facilitada por infraestructuras físicas, políticas y normativas, y subrayando las capacidades institucionales y de la mano de obra.

El informe WETO 2023 describe: la senda de los 1,5 °C sitúa la electrificación y la eficiencia como principales motores de la transición, impulsadas por las energías renovables, el hidrógeno limpio y la biomasa sostenible, y hace un seguimiento de su aplicación en todos los sectores energéticos.

Según la última edición, se han logrado algunos avances, sobre todo en el sector eléctrico, con un aumento récord de la capacidad renovable mundial de 300 gigavatios (GW) en 2022. Sin embargo, la brecha entre lo que se ha conseguido y lo que se necesita sigue creciendo.

El mundo debe ser más ambicioso con las energías renovables

Se necesitan objetivos de energía renovable más ambiciosos; el mundo debe añadir una media de 1.000 GW de capacidad de energía renovable al año para 2030, así como aumentar significativamente el uso directo de las energías renovables en los sectores de uso final. Con la conclusión del primer Global Stocktake en la COP28 en los Emiratos Árabes Unidos, WETO proporciona una claridad muy necesaria sobre las acciones prioritarias en los próximos años.

En palabras del Director General de IRENA, Francesco La Camera: “Nos enfrentamos a la dura realidad de que no vamos por buen camino para cumplir el Acuerdo de París. Nuestra única opción es seguir el camino más prometedor, basado en la ciencia, que sitúa a las energías renovables en el centro de la solución, al tiempo que conduce a los países hacia la seguridad energética, la reducción de los costes energéticos y el desarrollo industrial con visión de futuro”.

Agregó: “La transición energética debe convertirse en una herramienta estratégica para fomentar un mundo más equitativo e inclusivo. La COP28 y el inventario mundial no solo deben confirmar nuestra desviación de la senda de 1,5 °C, sino también proporcionar un plan estratégico para reconducirnos por el buen camino”.

El Presidente designado de la COP28, S.E. el Dr. Sultan al-Jaber, declaró: “Un objetivo por sí solo no basta. Este informe nos proporciona una vía sólida para su aplicación y acojo con satisfacción las recomendaciones de IRENA. He pedido que se tripliquen las energías renovables para 2030, lo que coincide con el informe WETO de IRENA”.

“La velocidad a la que se produzca la transición energética depende de la rapidez con la que podamos introducir progresivamente alternativas sin carbono, garantizando al mismo tiempo la seguridad energética para que nadie se quede atrás. También necesitamos la voluntad política de crear las condiciones necesarias para ampliar rápidamente las energías renovables. Para ello, deben crearse los marcos necesarios para el suministro de extremo a extremo y proporcionar la financiación accesible y asequible necesaria para la tramitación de proyectos”.

“La transición energética debe convertirse en una herramienta estratégica para fomentar un mundo más equitativo e inclusivo. La COP28 y el inventario mundial no solo deben confirmar nuestra desviación de la senda de 1,5 °C, sino también proporcionar un plan estratégico para reconducirnos por el buen camino.”

Concentrarse en los facilitadores de un sistema dominado por las energías renovables puede ayudar a abordar las barreras estructurales que obstaculizan el progreso en la transición energética. De acuerdo con el informe de la WETO, para volver a la senda de los 1,5° es necesario superar los siguientes obstáculos:

Para acelerar y ampliar la transición energética es necesario reescribir la cooperación internacional. Esto requiere una evaluación de las funciones y responsabilidades de las entidades nacionales y regionales, las organizaciones internacionales, las instituciones financieras internacionales y los bancos multilaterales de desarrollo para garantizar su contribución óptima a la transición energética. También significa garantizar que los fondos lleguen a los más vulnerables del mundo.

WETO proporciona los análisis y la narrativa para la COP28 para construir coaliciones que brinden apoyo integral en todo el ecosistema de las energías renovables y nos permita triplicar la capacidad de energía renovable como parte de una transición energética justa que no deje a nadie atrás.

IRENA colabora estrechamente con los países para apoyar el desarrollo y la aplicación de políticas y estrategias de energías renovables en consonancia con la Trayectoria de 1,5 °C descrita en el informe WETO. La Agencia también proporciona asistencia técnica y desarrollo de capacidades para ayudar a los países a aumentar la proporción de energías renovables en su combinación energética.

COMPARTIR: