Harsco ensaya en las acerías vascas su fórmula inglesa para convertir escorias en asfalto

9 enero 2024

Harsco Environmental, del grupo Enviri, es una empresa más que asentada en el mundo del acero. La multinacional con sede en Philadelphia es proveedora de los grandes grupos con plantas en España como ArcelorMittal, Sidenor, Megasa o Celsa, clientes a los que abre ahora una nueva puerta: dar salida a las escorias que generan las fábricas y aprovecharlas para producir asfalto.

Una propuesta en marcha en Reino Unido desde 1964 que se impulsa en las nuevas oportunidades que se abren en Euskadi de la mano de la economía circular y la necesidad urgente de reducir la generación de residuos para cumplir el calendario de cierre de vertederos tal y como se recoge en el Plan de prevención y gestión de residuos de Euskadi 2030.

La propia compañía estadounidense encara su particular ‘giro verde’ con una fórmula hasta ahora acotada a Reino Unido, donde ha conseguido asfalto con hasta un 95% de materiales reciclados, básicamente escorias de acerías (en fase experimental cuenta con una variante que llega al 98%).

La idea ahora es exportar esa receta al mundo empezando por Euskadi, uno de los ecosistemas más potentes en Europa a nivel siderúrgico. Para ello comenzará el 8 de enero la construcción de unas nuevas instalaciones en Murga, en el municipio alavés de Ayala, con una doble planta por un lado para tratar las escorias recogidas en las acerías y, al lado, para convertir esa materia prima en asfalto.

Si los plazos de las obras se cumplen la idea es poder empezar a producir este mismo verano y aprovechar así la ‘temporada alta’ a nivel de construcción y reparación de carreteras por el buen tiempo y el mayor número de horas de luz. La compañía, cuya sede en España está en Getxo, abre ahora una fase de captación de socios, por un lado las acerías y, en el otro extremo de la cadena, constructoras.

COMPARTIR: